sábado, 28 de septiembre de 2013

Resumen partida de La Mirada del Centinela: temporada 1, Capitulo 2

Capitulo 2

Los rítmicos pitidos del electrocardiómetro despertaron a Nathan, el ex-policía, y ex-combatiente de la guerra del golfo, investigo la sala del Hospital Virgen de la Caridad situado en Industrial Park, luego comenzó a repasar mentalmente los acontecimientos ocurridos la noche anterior.
Se encontraba patrullando la ciudad por cuenta ajena en un falso taxi cuando se encontró de frente con un robo a una tienda de electrónica cerca de la Estación Central de Betlam, estaba siendo perpetrado por un grupo de chavales pertenecientes a los Gamers, una banda menor y de poca cohesión estructural interna, paro su coche, aviso a la policía y se bajo para convencerlos de que ese no era el camino, al fin y al cabo aun eran muchachos jóvenes, pero la cosa no resulto como el esperaba. Los muchachos pensaron que seria divertido pegarle una paliza al gordo y viejo taxista y romperle los faroles del coche, no hace falta decir que el primero en levanta la mano fue reducido en un abrir de ojos por el corpulento ex-policía y ex-militar. Para sorpresa de Nathan el policía que llego hizo la vista gorda sobre el robo y fue mucho mas duro con Nathan por haber intentado intervenir tras su retiro voluntario hace algunos meses. Nathan cogió el coche y se fue indignado del lugar solo para que algunos minutos mas tarde una farola cayera sobre su coche.
La doctora Stella Mohammed-Rios le contó que no solo fue aplastado por una farola, su cuerpo también soporto una enorme descarga eléctrica que produjo un cortocircuito en toda la manzana, pero sin embargo apenas tenia algunos rasguños y quemaduras internas leves por lo que Nathan decidio darse de alta voluntaria a pesar de los intentos de la doctora por que se quedara para hacerse una revisión completa puesto que aquello no era normal.
De vuelta a casa andando Nathan le daba vuelta a la situación de anoche, el policía seguramente estaría pagado por algún miembro mas alto de los Gamers, aunque eso no tenia demasiada lógica puesto que carecían de una estructura real, y ademas debía de cambiar su aspecto, como los antiguos vigilantes de cuando aun era joven, debía convertirse en un enmascarado para infundir el respeto, aunque no perdería peso y elegiría un nombre casi cómico, así le infravalorarían como hizo aquel niñato de los Gamers y le seria mas fácil sorprender a sus oponentes.

En la puerta de la Comisaria Central de Betlam el Detective John Jay miraba los informes desde detrás de la cortina de humo que acostumbraba a hacer mientras fumaba, se dirigía hasta su coche mientras leía; en la noche anterior tres muertos pertenecientes a la banda de los payasos siniestros habían sido encontrados en en Old Bridge por lo que parecía un vigilante armado, y eso era lo mejor que la UCE habia tenido en mucho tiempo, aunque estaban muy ocupados, los políticos y superiores corruptos de dedicaban a intervenir y hostigar a la capitana Grim para que la unidad no se hiciera cargo de los casos o los dejaran olvidados, pero este vigilante era un tema por el que nadie parecía interesarse, había visto otro caso de vigilante pero estaba siendo "investigado" por asuntos internos y no sabia bien de que iba, más bien no habían querido decirle de que iba, la verdad es que fuera del UCE el detective Jay no era muy popular.
Montó en el coche y vio el análisis previo de balística, las balas disparadas aun no habían sido cotejadas en la base de datos pero si sabían que clases de pistolas las habían disparado y tenia una lista bastante grande de posibles dueños, uno de ellos le llamo la atención porque creía haberlo escuchado en la tele o algo así, el señor Nicolas Brody, pero prefería empezar por orden de proximidad con la comisaria y Union District quedaba aun lejos.

Créditos:
El Copo de Nieve/Nathan Schrader: Antonio Nuñez Maya
Detective John Jay: PNJ

Nota del Autor.
El personaje de John Jay es un PNJ llevado por el Director de la Partida (yo) pero de vez en cuando hare partes desde los puntos de vista de distintos PNJs para presentarlos o mostrar algo que los jugadores no conocían.

sábado, 14 de septiembre de 2013

Resumen partida de La Mirada del Centinela: temporada 1, prologo y capitulo 1

PROLOGO

 Corre el año 2012 en la oscura ciudad de Betlam, la cuidad se ha convertido en un refugio de maleantes y delincuentes desde que a mediados del 2009 el criminal conocido como Blackout III consiguiera realizar un atentado terrorista sin ser detenido por El Centinela, cuyas ultimas apariciones habían sido cada vez más torpes y menos frecuentes, algunos dicen que la edad por fin venció al héroe otros que el la leyenda regreso al infierno del que había escapado, cansado de que los humanos desecharan cada oportunidad de no acabar allí. Sea cual fuera el motivo, tras unos meses de extrema locura, atentados, robos y atracos que diezmaron la población de la ciudad, poco a poco la cosa fue tranquilizándose, aunque la herida que se había abierto aun no estaba sanada. La corrupción regreso al cuerpo de policía y las bandas callejeras había tomado una participación muy importante en la economía sumergida, casi todas las grandes empresas eran dirigidas por mafiosos y la diferencia entre los ricos y los pobres aumento considerablemente, la clase media se redujo a una minoría de la población y aunque no de forma oficial, se practica un riguroso toque de queda, incluso los pocos policías íntegros no se atreven a andar por las calles pasada las 22:30 (y de hecho se les suele quitar de los turnos nocturnos, dejando en ellos a policías de "mentes más abiertas"). Aun así, los betlanitas trataban de seguir con sus vidas de las forma mas digan y normal posible.

CAPITULO 1

  Para Nicolas Brody la situación había llegado al limite, Nicolas era un antiguo guarda privado, padre de familia que había estado entrenando desde que, hace cuatro años, fuera secuestrado y pasara mas de un año bajo cautiverio, habiendo sido rescatado en una de las ultimas intervenciones del maltrecho Centinela previas a su desaparición, a su regreso su familia se encontraba desestructurada y los daños psicológicos pasaron factura, aunque su nivel de vida mejoro bastante gracia a una serie de libros sobre su experiencia y estudios sobre la privación de la libertad, así como conferencias y participaciones que había dado a raíz del incidente. En principio su intención era que algo así no le volviera a pasar, pero el tiempo cambio esa idea y había pasado algunas noches en su viejo cobertizo cosiendo una mascara y  modificando un viejo abrigo, adquirió dos pistolas gemelas, un cuchillo táctico y se hizo a la calle. Comenzó patrullando los alrededores de su urbanización situada en Union District (mudado hace un año y medio), pero poco a poco su circulo fue ampliándose hasta que un día paso junto al puente Old Bridge, donde vio a personas huyendo desde el puente.
Allí se encontraban tres miembros de los payasos macabros que se habían hecho con el control de unos cuantos coches y planeaban ver que pasaría al tirar los coches desde el alto puente. Al acercarse los tres delincuentes comenzaron a reírse y uno de ellos se acerco navaja en mano hasta Nicolas, grave error. Nicolas lo mato con su propia navaja y mato a otro de un certero disparo en la cabeza, el tercero abrumado por la rapidez de la acción se asusto y trato de huir saltando al agua, pero no calculo que a tanta altura el impacto le costaría la vida. Los que aun permanecían presente vitorearon a Nicolas mientras este huía antes de que llegara la policía, había nacido Eslabón.

A unos cuantos kilómetros de aquello unos policías corruptos que había tratado de disfrutar de los servicios de una prostituta sin pagar y por la fuerza se encontraban colgado en una farola con una nota agarradas a ellos "Nadie escapa del Juicio".

Créditos:
Eslabón/Nicolas Brody: David Cantos Galán
Judgement/Harvey Dent: Antonio León Moreno